Buscador

Twitter Facebook RSS

'Hotel Transilvania 3: Unas vacaciones monstruosas' - Lo mismo, pero menos

Vía El Séptimo Arte por 12 de julio de 2018
Imagen destacada

Para ser sinceros, no recuerdo gran cosa de 'Hotel Transilvania'. Un chiste sobre 'Crepúsculo', hacia el final de la película, es lo único que acierto a encontrar en mi memoria. De su secuela aún recuerdo mucho menos, por no decir que no recuerdo nada a ciencia cierta. Todo borroso. Me quedan "las sensaciones" y una nota en IMDb de las que me tendré que fiar porque de lo que sí estoy seguro es que no es como por ejemplo con 'Los Increíbles': No apetece repetir con las anteriores cuando se produce el estreno de una nueva secuela. El cuerpo no lo pide.

Dichas sensaciones son y, a falta de una improbable reválida, siguen siendo las mismas. La primera estaba bastante bien, partía de una premisa interesante y hacía honor, tanto a su condición de película de animación como al nombre de Genndy Tartakovsky. Un claro toque "cartoon" -que personalmente adoro- y mucho ritmo servido en bandeja de plata para toda la familia. La segunda, como toda secuela derivada directamente del éxito (y no de una inquietud argumental madurada con el tiempo), perdía ese "bastante" para quedarse en un bien "a secas".

"Bien", de "es una película de animación para todos los públicos que cumple como cabe pedirle que cumpla una película de animación para todos los públicos". Y por supuesto, con eso que yo llamo "el toque cartoon" arrimando el hombro a favor de la causa. Un derivado sin el alma ni la solidez de un original, sensación que aún se acrecienta más con esta tercera entrega. Ya se sabe, la copia de una copia... de una copia. Y como bien saben aquellos que llegaron a usar soportes físicos de grabación como la cinta magnética, la pérdida de calidad es evidente.

Al igual que acabó sucediendo con la franquicia de 'Ice Age', esta 'Hotel Transilvania 3' se percibe como un chiste aún más estirado que no va hacia ninguna parte que no sea estirar ese chiste. Hasta que dure, y hasta que maduren esos chavales que aún no se han dado cuenta de que de un año a otro lo único que cambia en juegos como el FIFA, básicamente, es la camiseta de los jugadores. Una bola de nieve rodando ladera abajo que acaba convertida en pura inercia acomodada a fuego rápido bajo un aire convenientemente publicitado.

Más vale lo malo conocido que lo bueno por conocer, se podría decir. 'Hotel Transilvania 3' entretiene por la inercia que trae consigo un ritmo endiablado, unos personajes simpáticos y un toque, ese mismo "toque cartoon" que a veces nos deja cinco minutos parados delante de Clan TV. Pero ya no hace gracia, porque la gracia ya está quemada. Si alguna vez tuvo algo, ya no. Luces, colores y mucho frenesí para niños que aún siguen siendo niños, mientras que para los que ya no lo son vendría a ser la triste constatación de que, precisamente, ya no lo son.


Por Juan Pairet Iglesias
@Wanchopex


Temas relacionados

< Anterior
Siguiente >

Comentarios

  • Avatar de Sacri94
    Sacri94 23 de Julio de 2018, 11:20:45 am
    Horrible esta película. Me habrá hecho reír un par de veces, pero es muy inferior a las dos anteriores. Se nota que la formula está gastada. Solo salvaría la animación, que es espectacular (siendo quien es el responsable, no es de extrañar), pero el resto... Si incluso se me ha hecho larga.

    Que tengan que recurrir a chistes de pedos ya denota las pocas ideas que tenían a la hora de escribir el guion. Fatal.

Noticias relacionadas

Elseptimoarte.net utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia con el sitio web. Al continuar con la navegación consideramos que acepta su uso. Mira nuestra política de privacidad